Blanco

Embotellado inmediatamente después de destilarse, el resultado es un tequila transparente y claro, con destellos plateados y notas de agave cocido, matices cítricos y un ligero aroma de flores de azar, pera y anís, con una sensación cálida y armónica con el carácter de un tequila premium, de sabor limpio, terso y fresco, con acidez equilibrada, de cuerpo medio.